Notas de Prensa

Atentado Cuartel de la Guardia Civil de Legutiano


ImageHemos conocido, con el natural dolor, la actuación de la banda de asesinos de ETA dinamitando el Cuartel de la Guardia Civil de Legutiano, habiendo resultado muerto el Guardia Civil Don Juan Manuel Piñuel Villalón y otros cuatro guardias civiles heridos, uno de ellos de gravedad.

Queremos expresar nuestra solidaridad con los familiares de Juan Manuel Piñuel, que deja viuda y un hijo de corta edad, y con los familiares de los otros cuatro guardias civiles, por cuya pronta recuperación hacemos nuestros votos.

Del mismo modo queremos transmitir nuestro afecto y cariño a la Institución de la Guardia Civil que, como siempre, ha vuelto a dar un ejemplo de entrega por España, dando una vez más su sangre y la vida de uno de sus miembros.

Nuestra condena más firme para ese grupo de canallas asesinos, que se instalaron hace muchos años en la sinrazón, para justificar sus crímenes. Y además, nuestra mayor repulsa para esos políticos que justifican tan brutales acciones y para aquellos otros que miran para otro lado o pretenden justificar que ello es consecuencia de la supuesta frustración del pueblo vasco.

Y nuestra crítica para las acciones que este gobierno ha venido llevando a cabo, facilitando la vuelta a las instituciones españolas a miembros y compañeros de estos asesinos encanallados y manteniendo conversaciones para alcanzar una negociación política, habiendo dejando de perseguir a esta banda asesina durante cuatro años.

Este tipo de hechos hace que tengamos que condenar rotundamente a todos aquellos que manifiestan su tibieza ante asesinatos de personas que únicamente cumplen con su deber.

Hacemos un llamamiento a todos los ciudadanos para que muestren su repulsa ante estas situaciones y exijan al Gobierno que desarrolle una guerra sin cuartel tanto contra los asesinos como contra las acciones de aquellos políticos que de uno u otro modo intenta consolidar una situación de rechazo a la pertenencia de las Vascongadas dentro de España.